La noche con José Luis Solorzano

Yo ya perdone a todos, pero que me paguen

Yo sufrí y perdí casi todos, propiedades, fincas y vendí otras cosas fue así que llego la Sala de lo Civil a condenar a Davivienda a pagar la millonaria suma después de once años de juicios civiles iniciados por el cafetalero en el año 2007 cuando los entonces bancos Cuscatlán e Hipotecario (absorbidos posteriormente por la transnacional) suspendieron por decisión propia un crédito de $3 millones, ahora ya paso todo y yo perdone pero que paguen.

Etiquetas

Comenta

Botón volver arriba
Cerrar